Por unos risquetos

Tenía la tarde libre y ganas de portarme mal así que me fui al Dia a comprarme una coca cola , unos risquetos y con una película en casa iba a ser la mujer más feliz del mundo para la tarde de un jueves.

En la zona de las chuches también estaba él, vestido de chándal, que parece que últimamente se lleva mucho, y sonrisa profiden, ¿será gay? Continúa leyendo Por unos risquetos