¡Desaparece ya!

Me crucé contigo dando un paseo, eres 20 años más joven, igual de delgado, alto con el pelo largo pero corto. Llevas un cigarro en la boca. Ni siquiera mi mirada clavada en tí hace que pierdas ese aire de suficiencia, el mentón bien levantado. Ni me ves. Ese pequeño tú no deja de mirar al infinito. Desapareces y sonrío al principio de esta primavera.

Y en el mismo paseo, cinco minutos más tarde, cuando ya me había olvidado de tí, vuelvo a encontrarte. Ahora eres 30 años mayor. Tienes el pelo cano, la barba también. Llevas esa gorra verde de cuadritos que te gusta tanto y te sienta tan bien. Le hablas a una mujer de mediana edad a la que llevas del brazo. Vuelves a pasar de largo y ya no sonrío… creo que puedo olvidarme de tí.

 

 

Total Page Visits: 1996 - Today Page Visits: 1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *